Noticias

Consejo Nacional de Desarrollo Urbano celebra su décimo octava sesión plenaria

Consejo Nacional de Desarrollo Urbano celebra su décimo octava sesión plenaria

21-12-2018

Ayer, en la Sala de Lectura del Ex Congreso, se celebró la décimo octava sesión plenaria del Consejo Nacional de Desarrollo Urbano donde su presidente, Sergio Baeriswyl, y su secretaria ejecutiva, Pilar Giménez, dieron a conocer, ante los consejeros del CNDU, los avances del Consejo durante este año, el plan de trabajo 2018-2022 y la propuesta generada por el grupo de trabajo de Integración Social. 

Giménez partió recordando las principales misiones del Consejo según la Política Nacional de Desarrollo Urbano: velar por su implementación y, a la vez, ser un órgano consultivo y asesor del Presidente de la República en materias de desarrollo urbano. 

Luego, dio la bienvenida a los nuevos integrantes del Consejo: Eduardo Frei Ruiz-Tagle, que se une como presidente del Consejo de Políticas de Infraestructura (CPI); Roberto Burdiles, decano de la facultad de Arquitectura, Construcción y Diseño de la Universidad del Bío-Bío; y Felipe Arteaga, director ejecutivo de la Fundación Vivienda. Una vez dada la bienvenida, se hizo un breve repaso por los principales hitos 2018 del Consejo, entre los que se encuentran la XVII sesión plenaria de marzo de este año, donde se le entregaron los avances del período 2014-2018 al Ejecutivo, el lanzamiento del segundo período del Consejo en la Moneda, y la publicación del Decreto Supremo en el diario oficial que asuma nuevos integrantes a nuestra lista de consejeros. 

Además, se dio cuenta de los principales avances del CNDU este año: la conformación del equipo de la secretaría técnica, la difusión de la PNDU, la labor sostenida de los grupos de trabajo, el avance en el sistema de indicadores y estándares de calidad de vida y la licitación de estudios para abordar nuevas materias como género, tercera edad y migración en 2019. “Debemos identificar qué aspectos de las ciudades tenemos que abordar desde la perspectiva de género y, para eso, ya contratamos un estudio”, explicó el presidente del CNDU, Sergio Baeriswyl.

Respecto al plan de trabajo 2018-2022, se dieron a conocer dos mandatos principales.

  1. La actualización de la PNDU, revisando y complementando sus contenidos según el actual escenario de desarrollo de las ciudades. 
  2. La descentralización del CNDU, fortaleciendo el rol de las ciudades regionales con la creación de los Consejos Regionales de Desarrollo Urbano.

Para cerrar, Giménez dijo que el Consejo no se podía quedar sólo en palabras, que su trabajo debe ser concreto, palpable. “Tenemos que avanzar en proyectos concretos y definir, por ejemplo los matices de cómo haremos la densificación equilibrada”, señaló. En la misma línea opinó el ministro de Vivienda y Urbanismo, Cristián Monckeberg: “El CNDU está influyendo. Es citado, y en los proyectos de ley se toma en cuenta. De hecho, en el proyecto de integración social, sus estándares de calidad son utilizados para definir las zonas de integración”.

INTEGRACIÓN SOCIAL

Siguiendo la línea de los avances tangibles, vino el turno de Sergio Baeriswyl, presidente del CNDU, quien presentó la versión preliminar de la propuesta de integración social generada por el grupo de trabajo del mismo nombre, y que se dará a conocer públicamente una vez aprobada por el Consejo Pleno. 

Para finalizar, Baeriswyl finalizó con un llamado. “Debemos animarnos a pensar la Política Nacional de Desarrollo Urbano como una política de Estado. La gobernanza de las ciudades debe ir más allá de los ciclos políticos”, dijo, reforzando la importancia de tener una PNDU que regule el crecimiento de nuestras ciudades y las haga más justas, buscando, como fin principal, la felicidad de los habitantes de nuestro país.